24 de abril de 2024
Península de Paraguaná, Estado Falcón Venezuela
Sucesos

Liberan a venezolano por «confusión»: No hubo pruebas de haber agredido a Policías en Nueva York

La Fiscalía del distrito de Manhattan, en Nueva York, dejó en libertad al migrante venezolano Jhoan Boada por falta de pruebas en torno a la golpiza que recibieron dos policías estadounidense.

Según el Diario Las Américas, las autoridades determinaron que el joven de 22 años «no figuró» en el ataque al funcionario. Lo arrestaron producto de una confusión.

El fiscal Alvin Bragg anunció la exoneración para Boada, quien tras el altercado con los dos policías de Nueva York, ocurrido el 27 de enero, lo señalaron como «la cara arrogante» del caso. Esto luego que mostró su dedo del medio al salir del tribunal donde tuvo su comparecencia junto a otros involucrados.

La imagen de Boada haciendo gestos vulgares a periodistas, le dio la vuelta al mundo. Inclusive un anuncio de campaña a favor del expresidente Donald Trump usó la imagen del venezolano acompañada de la frase “El dedo medio de Joe Biden”, como parte de una campaña para mostrar los riesgos de la apertura sin controles de la frontera con México.

Por su parte, el abogado de Boada, Javier Damián, declaró que su cliente fue víctima de un «juicio precipitado» por parte de los medios de comunicación, la policía y los funcionarios electos.

Boada, residente del albergue para personas sin hogar de la ciudad, mantuvo su inocencia desde el principio.

Durante el caso, pidió al juez que verificara las imágenes del incidente captadas por las cámaras de vigilancia.

Argumentó que “cualquiera que vea el video no lo identificará”.

En tal sentido, los fiscales acordaron liberarlo sin fianza, por falta de antecedentes penales.

No obstante, la oficina del fiscal del distrito de Manhattan informó que identificaron y acusaron al sospechoso que originalmente se creía era Boada.

«Nuestra investigación ha revelado que Marcelino Estee, no Jhoan Boada, es el individuo descrito en esta denuncia por las cámaras de seguridad, vestido con una chaqueta blanca y negra con zapatos rosados, que cometió esta agresión», especificaron los fiscales.

El joven Estee, también venezolano, fue señalado como sospechoso después que rastrearon sus cuentas de redes sociales, que lo mostraban usando la chaqueta identificable y zapatos deportivos.

En medio de la conmoción por este hecho, el concejal Shaun Abreu, de origen dominicano, cuestionó que el joven haya sido primero “ajusticiado” por los medios, antes que por los tribunales.

Fuente: Cactus24