27 de febrero de 2024
Península de Paraguaná, Estado Falcón Venezuela
Tendencias

Cazar tormentas es el atípico hobby de una joven cabimense

Muchas personas suelen ser apasionadas a la lluvia, las tormentas y los relámpagos, sin embargo, son muy pocos los que se dedican a estudiarlos y fotografiarlos simplemente como hobby. Esto es precisamente lo que hace Rosanna Capursi, una joven cabimense de 29 años de edad que se autodenomina “la única cazatormentas de Venezuela” y asegura haber captado “más de 50 mil rayos en 2023”.

El Zulia es una región que se caracteriza por su clima cálido y sol brillante. También por tener desde 2014 el Récord Mundial de mayor promedio de relámpagos por kilómetro cuadrado al año gracias al único fenómeno meteorológico en el mundo, el Relámpago del Catatumbo.

Sin embargo, cada vez que se avecina una tormenta, Capursi prepara la cámara de su teléfono celular para captar en cuestión de segundos las maravillas de los climas tempestuosos.

En una entrevista con el Diario La Verdad, la cazadora de tormentas comentó que desde hace tres años se dedica a estudiar la meteorología a través de cursos, formaciones y charlas. Además, hace dos años inició en la caza de tormentas como hobby luego de vivir “un suceso traumático”.

“Yo tenía a mis mascotas afuera, vi que venía una tormenta, pero salí, no había nadie en casa y cuando llegué había ráfagas de viento muy monstruosas, me costó agarrar a mis mascotas para meterlas en la casa, pero en el proceso casi salen volando”, contó.

El término “cazatormentas” no es muy común escucharlo en Venezuela. Capursi asegura que en el país existen aficionados de la meteorología que observan los aconteceres climatológicos que toman fotos y videos para difundirlos.

“Un cazador de tormentas, además de tomar las fotos, grabar y analizar, también le toca editar el material, agregar más color, más sombra, más nitidez, etcétera. Para así crear la ‘magia’ de la fotografía, yo he durado horas nada más editando unas fotos”, aclaró.

Aunque Rosanna no conoce a otra persona que comparta su mismo pasatiempo en el país, es miembro de comunidades internacionales de cazatormentas.

“Formo parte del grupo GirlsWhoChase (Chicas Que Persiguen, por su nombre en español) donde todos son cazatormentas, la gran mayoría de Estados Unidos”, precisó.

Detalló que sigue otras páginas como StormHour, ThePhotoHour y GirlsWhoBol, y asegura ser “la única cazatormentas de Venezuela” que han publicado.

Un pasatiempo para aventureros

Capursi destaca que su experiencia durante la caza de tormentas “ha sido excelente”. “He conocido personas maravillosas desde que soy cazatormentas, aunque también he tenido unos cuantos sustos”, comentó.

La fotógrafa de tormentas contó que en una ocasión estaba grabando en la ventana (dentro de su casa) y puso su mano en el marco, una tía la llamó, volteó sin mover la mano cuando un rayo cayó en la casa de su vecino. “Como fue tan cerca, al momento de quitar la mano del marco no podía mover varios dedos, sentía la electricidad que me llegaba hasta el codo”, explicó.

En otra oportunidad se encontraba cazando una tormenta eléctrica cuando sintió un ardor en los ojos por observar tantos destellos de luz. “Casi no veía”, señaló.

El arte de captar la tempestad

Rosanna Capursi busca no solo darse a conocer a sí misma, sino que las personas sepan “que alguien de Cabimas que hace esto”.

“Quisiera que las personas sepan sobre el arte de cazar tormentas, sobre el arte de tener conocimientos sobre el clima, que vean la belleza en una nube o una tormenta”, expresó.

Manifestó que entre sus metas se encuentra ir a Ologá, en el sur del Lago de Maracaibo, para cazar el Relámpago del Catatumbo, además de poder cazar una tromba marina.

Fuente: Diario La Verdad